FacebookTwitter

 

Artículo Original

Impacto de la incorporación de los stents liberadores de droga en los resultados alejados globales de las intervenciones coronarias

J Wisner, M Voos, A Tettamanzi, M Rivero, D Arakaki, J Guetta, C Boissonet, J Fuselli

Revista Argentina de Cardioangiología Intervencionista 2010;(02): 0094-0099 | Doi: 10.30567/RACI/201002/0094-0099


Objetivo. Analizar la incorporación de los stents liberadores de droga (SLD) en los resultados alejados de pacientes (ptes.) tratados entre 06/2004 y 10/ 2009 y compararlos con los de un grupo control (GC) tratado con stents convencionales entre 06/2002 y 05/2004 y evaluar si la evolución varía de acuerdo con la indicación de la FDA. Población. La población en estudio (PE) fue de 595 ptes. y el GC incluyó 159. Se utilizó SLD en 22% (132 ptes.). Se categorizó la indicación en ambos grupos. El seguimiento promedio fue de 30±24 meses y se obtuvo en el 90,1% de los casos. Resultados. No hubo diferencias entre la PE y el GC en sus características demográfi cas y del procedimiento. En la PE los pacientes tratados con SLD tuvieron mayor incidencia de diabetes y reestenosis; el diámetro vascular fue menor, la longitud de la lesión fue mayor y la indicación off label más frecuente. La incidencia de muerte e infarto (M+IAM) durante el seguimiento no fue diferente. La nueva revascularización (RLB) fue menor en la PE (14,4 vs. 20,6%; p=0,045). Los pacientes con indicaciones on label no mostraron diferencias en M+IAM ni en RLB. Los pacientes con indicación off label no mostraron diferencias en M+IAM, pero la RLB fue menor en la PE (15,9% vs. 26,6%; p=0,02). Los predictores independientes de RLB fueron la incorporación de SLD (p<0,03) y la indicación on label (p<0,05). Conclusión: La incorporación de los SLD para tratar preferencialmente los pacientes con mayor riesgo de reestenosis fue efectiva para reducir la RLB global.


Palabras clave: stents liberadores de droga, intervenciones coronarias, angioplastia coronaria, evolución, resultados.

Objective. To analyze the incorporation of drug eluting stents (DES) in the late results of patients (Ptes.) treated between 06/2004 and 10 / 2009, and compared with a control group (CG) treated with conventional stents between 06 / 2002 and 05/2004, and assess whether evolution vary according to the FDA indication.
Population. The study population (SP) included 595 ptes. and CG159. DES was used in 22% (132 Ptes.). Indication was categorized in both groups. The average follow-up was 30±24 months and was obtained in 90.1%
Results. There were no differences between the SP and the CG in its demographic characteristics and procedures. In the SP patients treated with DES had higher incidences of diabetes, restenosis, vessel diameter was smaller, the lesion length was larger and more frequent off label indication. The incidence of death and myocardial (D+MI) was not different. The new revascularization (TLR) was lower in the SP (14.4% vs. 20.6%; p=0.045). Patients with indications on label showed no difference in D+MI or TLR. Patients with off label showed no difference in D+MI but TLR was lower in the PE (15.9% vs. 26.6%; p=0.02) Independent predictors of TLR were DES incorporation (p<0.03) and on label indication (p<0.05).
Conclusion. The incorporation of the SLD to preferentially treat patients with higher risk of restenosis was effective in reducing the global TLR.


Keywords: drug eluting stents, coronary angioplasty, coronary interventions, evolution, results.


Los autores declaran no poseer conflictos de intereses.

Fuente de información Colegio Argentino de Cardioangiólogos Intervencionistas. Para solicitudes de reimpresión a Revista Argentina de Cardioangiología intervencionista hacer click aquí.

Recibido | Aceptado | Publicado 2010-07-01


Licencia Creative Commons
Esta obra está bajo una Licencia Creative Commons Atribución-NoComercial-SinDerivar 4.0 Internacional.

Tabla 1. Comparación de las características demográficas, factores de riesgo y presentación cl�...

Tabla 2. Comparación de las características del procedimiento entre los grupos.

Tabla 3. Comparación de las características demográficas, factores de riesgo y presentación cl�...

Tabla 4. Comparación de las características del procedimiento en la población en estudio con rel...

Figura 1. Eventos alejados de acuerdo con la indicación en la población total.

Figura 2. Resultados alejados en pacientes con indicación “on label”. PE: población en estudi...

Figura 3. Resultados alejados en pacientes con indicación “off label”. PE: población en estudi...

Tabla 5. Análisis multivariado. Regresión de Cox

Introducción

 

En el año 2003, la FDA (Food and Drug Administration) de los Estados Unidos aprobó el uso de los stents liberadores de droga (SLD) para el tratamiento de la enfermedad coronaria.

La aprobación se basó en numerosos estudios aleatorizados que demostraban marcada superioridad de estos dispositivos, con respecto a los stents convencionales, en la reducción de reestenosis en poblaciones muy seleccionadas de pacientes con enfermedad coronaria estable, en lesiones relativamente no complejas, de novo y únicas.1-10

Dada la gran diferencia en los resultados y sobre la base de estudios adicionales, registros con gran número de pacientes y estudios aleatorizados de pequeña escala, se extendieron las indicaciones de uso de este tipo de stent en forma importante a pacientes que reúnen condiciones más complejas, donde la eficacia de este tratamiento no está demostrada en forma cabal por estudios aleatorizados.11-12

El uso de estos dispositivos en este contexto no probado ha sido denominado en inglés off label. Las intervenciones de la práctica en el mundo real incluyen un elevado número de casos de este tipo.

En años recientes, el reporte de que este tipo de stents podría tener una tasa aumentada de trombosis tardía y muy tardía ha provocado marcada preocupación acerca del apropiado uso de este tipo de stents, sobre todo en los grupos de pacientes con indicaciones off label o no probadas.13-16

El objetivo de este trabajo es analizar la incidencia de muerte, infarto de miocardio y procedimientos de nueva revascularización en el seguimiento alejado de nuestra población tratada entre junio de 2004 y octubre de 2009, período en que los SLD se habían introducido en la práctica habitual, y compararla con la de un grupo control histórico conformado por la población tratada con stents convencionales en nuestro centro entre junio de 2002 y mayo de 2004, cuando el uso de los SLD era infrecuente, para evaluar si los resultados varían de acuerdo con el tipo de indicación.

 

Material y método

 

La población en estudio (PE) estuvo compuesta por todos los pacientes consecutivos que en su procedimiento inicial recibieron al menos un stent durante el período junio de 2004 y octubre de 2009 (n=595). La tasa de utilización de stents liberadores de droga en ese período fue de 22% (132 ptes.); esta incidencia es similar a la media de utilización publicada en nuestro medio.17

La decisión de utilizar SLD o stent convencional (SC) fue tomada por el operador siguiendo la práctica habitual, de acuerdo con el riesgo potencial de reestenosis de cada paciente en base a la presencia de diabetes, angioplastia previa, reestenosis, diámetro del vaso, longitud de la lesión, etc., y el riesgo de la utilización del esquema de doble antiagregación plaquetaria por tiempo prolongado.

El grupo control (GC) incluyó todos los pacientes que en su procedimiento inicial recibieron al menos 1 stent convencional durante el período junio 2002 a mayo de 2004 (n=159). Durante este período la utilización de SLD fue inferior al 7% y estos casos fueron excluidos.

Todos los pacientes firmaron un consentimiento informado.

 

Definiciones

La indicación de utilización de los stents fue categorizada como estándar u on label de acuerdo con las instrucciones de uso provistas por el fabricante para los stents Cypher, liberador de sirolimus (Cordis),18 y Taxus, liberador de paclitaxel (Boston Scientific).19

Para el stent Cypher el uso indicado fue para tratar pacientes sintomáticos con lesiones únicas, de novo, de menos de 30 mm de longitud, en arterias coronarias nativas, con un diámetro de referencia de entre 2,5 y 3,5 mm, mientras que para el Taxus lo indicado fue lesiones únicas de menos de 28 mm de longitud, en arterias coronarias nativas, con un diámetro de referencia entre 2,5 mm y 3,75 mm.

Todos los pacientes que recibieron stents en otras condiciones que no cumplían los requisitos antes mencionados fueron categorizados como off label (por ejemplo: reestenosis, bifurcación, lesión de tronco, puente venoso, infarto agudo de miocardio, lesiones de más de 30 mm, etc.).

Esta categorización se aplicó tanto a los SLD como a los SC.

 

Seguimiento

El seguimiento fue realizado mediante contacto telefónico con el paciente, sus familiares o médico de cabecera y análisis de los registros de historia clínica para determinar la presencia de eventos, requerimientos de nueva internación o nueva coronariografía. El seguimiento promedio fue de 30±24 meses (GC: 51±30 meses vs. PE: 24±19) y se obtuvo en el 90,1% de los casos (GC: 96,9% vs. PE: 88,2%).

 

Puntos finales

Los puntos finales considerados fueron: muerte de cualquier causa, infarto de miocardio y nueva revascularización de la lesión blanco ya sea a través de nueva angioplastia (PTCA) o cirugía de revascularización miocárdica (CRM).

El diagnóstico de infarto se realizó a través de la presencia de por lo menos dos de los siguientes criterios: 1) dolor precordial típico de al menos 20 minutos de duración, que no cede ante la administración de nitroglicerina, 2) cambios en electrocardiogramas seriados en el segmento ST y ondas T, ondas Q o ambos, en dos o más derivaciones contiguas y 3) un incremento en los niveles de CPK de más de dos veces el valor máximo normal, con un incremento de la fracción MB mayor a 5% o elevación de troponina T dos veces el valor máximo normal.

La nueva revascularización (RLB) fue definida como el punto final combinado de nueva angioplastia sobre la lesión o el vaso blanco, o CRM.

 

Análisis estadístico

Las variables continuas fueron analizadas mediante la prueba de t de Student o test no paramétricos (Mann Withney), mientras que las variables categóricas fueron analizadas mediante Chi Cuadrado o test de Fisher.

La incidencia de eventos acumulados en el seguimiento fue analizada a través del método de Kaplan y Meier y el test estadístico log-rank.

El análisis multivariado se efectuó utilizando la regresión de riesgo proporcional de Cox. Un valor de p en test de dos colas < 0,05 fue considerado significativo.

 

Resultados

 

No hubo diferencias significativas entre la PE y el GC en cuanto a sus características demográficas, incidencia de diabetes, insuficiencia renal crónica, procedimientos previos de revascularización, ni presentación clínica (Tabla 1). También fueron similares las características del procedimiento en cuanto al número de vasos y lesiones tratadas. La PE mostró una tendencia a presentar más indicaciones off label (59% vs. 50%; p<0,06) y diámetro vascular coronario más pequeño (3,0±0,5 mm vs. 3,1±0,5 mm; p<0,08), mientras que la longitud de la lesión fue significativamente mayor (18,1±5 mm vs. 16,8±3 mm; p<0,001) (Tabla 2).

Dentro de la PE, los pacientes tratados con SLD tuvieron mayor prevalencia de diabetes (24% vs. 15%; p<0,033), angioplastia previa (45% vs. 18%; p<0,0001) y reestenosis (31% vs. 4% p<0,0001) mientras que la prevalencia de infarto agudo de miocardio como presentación clínica fue significativamente menor (4% vs. 23%; p<0,0001) (Tabla 3).

En la PE se trataron con más frecuencia vasos múltiples, se implantaron mas stents múltiples, el diámetro de referencia de la lesión fue más pequeño, la longitud de la lesión fue significativamente mayor y la indicación off label fue más frecuente (73,5% vs. 54,4%; p<0,0001) (Tabla 4).

Seguimiento

 

La incidencia del punto final combinado de muerte de cualquier causa e infarto tomadas a los 30 meses no fue diferente entre la PE y el GC (11,7% vs. 13,2%; log-rank test p=0,79). El requerimiento de nueva revascularización fue significativamente menor para la PE en el mismo período de corte (14,4% vs. 20,6%; log-rank test p=0,045).

 

Resultados del seguimiento de acuerdo con la indicación

Tomados en conjunto todos los pacientes sin tener en cuenta el tipo de stent utilizado, los pacientes tratados con indicaciones off label tuvieron una mayor incidencia del punto final combinado de muerte de cualquier causa e infarto en el corte a los 30 meses (15,4% vs. 7.1%; log-rank test p=0,009) mientras que los nuevos procedimientos de revascularización mostraron una tendencia a ser mayores (18,2% vs. 13,0%; log-rank test p=0,084) (Figura 1). Excluyendo los pacientes tratados con SLD los pacientes con indicación off label tuvieron una mayor tasa de RLB (21,1% vs. 14,1%; log-rank test p=0,052).

Los pacientes con indicaciones on label no mostraron diferencias en el punto final combinado de muerte e infarto en el corte a 30 meses (6,1% vs. 9,6%; log-rank test p=0,499) ni en los requerimientos de nueva revascularización (12,4% vs. 14,9%; log-rank test p=0,42) entre los pacientes incluidos en la PE y el grupo control (Figura 2). Mientras tanto, los pacientes con indicación off label no mostraron diferencias en la incidencia de muerte e infarto (15,6% vs. 16,7%; log-rank test p=0,87)) pero los requerimientos de nueva revascularización fueron significativamente menores en el grupo PE (15,9% vs. 26,6%; log-rank test p=0,02) (Figura 3).

 

Análisis multivariado

Mediante regresión de Cox fueron predictores independientes del punto final combinado de muerte e infarto la insuficiencia renal crónica (p<0,00001), la edad (p<0,003) y el antecedente de infarto previo (p<0,01), mientras que los predictores independientes de revascularización de la lesión blanco fueron la estrategia de incorporación de SLD (Grupo PE p<0,03) y el tipo de indicación on label (p<0,05) (Tabla 5).

 

Discusión

 

En el presente estudio se observó que la estrategia de incorporar los SLD para el tratamiento preferencial de los pacientes con mayor riesgo de reestenosis condujo a una significativa reducción de la revascularización blanco en la PE sin observarse diferencias significativas en el punto final combinado de muerte e infarto.

La tasa de utilización de SLD en este estudio fue significativamente menor que las publicadas en la literatura de registros de países más desarrollados, pero es similar a la observada en nuestro medio. El registro de procedimientos del Colegio Argentino de Cardioangiólogos Intervencionistas mostró que las tasas de uso de SLD en nuestro país durante los años 2006, 2007 y 2008 fueron 19%, 21% y 28,4% del total de casos, respectivamente.17

La población tratada con indicaciones off label incluye un heterogéneo grupo de condiciones anatómicas, clínicas y del procedimiento cuyo único denominador común es que son marcadores de un mayor y más complejo grado de enfermedad coronaria.20 Esto quedó expresado en los resultados del seguimiento de la población total por la incidencia aumentada de muerte e infarto y la tendencia a presentar más requerimientos de nueva revascularización.

En el registro EVENT, Win et al. compararon los resultados inmediatos y al año de seguimiento de pacientes tratados exclusivamente con SLD de acuerdo con el tipo de indicación y observaron peor evolución tanto en los resultados hospitalarios como alejados para los pacientes tratados por indicaciones off label.21

En nuestro estudio, este tipo de pacientes fue tratado con mayor frecuencia con SLD por considerárselos a priori con mayor riesgo de reestenosis, y fue en este grupo donde se observó el mayor beneficio de esta estrategia con una reducción absoluta del riesgo de RLB de 10,7% y una reducción de riesgo relativo de 40%, nuevamente sin encontrarse diferencias en la incidencia de muerte e infarto.

El menor impacto en la reducción de los nuevos procedimientos de revascularización observado en el grupo de pacientes con indicaciones on label, posiblemente no se haya debido a una menor eficacia de los SLD en este grupo, sino a que la proporción de pacientes tratados con este tipo de stents fue significativamente menor.

En el estudio de Marroquinet al.,20 los pacientes tratados con indicaciones off label mostraron consistentemente características de enfermedad coronaria más avanzada, con mayor incidencia de diabetes, hipertensión arterial, insuficiencia renal, PTCA y CRM previas, infarto agudo de miocardio y mayor prevalencia de enfermedad de 3 vasos. En este estudio los pacientes tratados con SLD por este tipo de indicaciones mostraron una menor tasa de RLB a un año, sin que ello implique un incremento de riesgo de muerte o infarto.

En el metaanálisis efectuado por Kirtane22 se observó que en los estudios no aleatorizados que comparan el tratamiento entre SLD y SC, el SLD se asoció con con reducciones significativas de mortalidad (22%), de infarto de miocardio (13%) y de nueva revascularización (46%). En el presente estudio, si bien el tiempo de seguimiento fue prolongado, el beneficio estuvo confinado a los nuevos procedimientos de revascularización, posiblemente por la falta de poder estadístico para discriminar diferencias en estos puntos finales de presentación menos frecuente.

En ese mismo metaanálisis, entre los estudios aleatorizados, la reducción de mortalidad, infarto de miocardio y RLB tendió a ser mayor en los estudios que incluyeron pacientes con indicaciones off label.

 

Limitaciones del estudio

La utilización de controles tratados en un período de tiempo previo al de la población en estudio (control histórico) siempre está sujeta a sesgos, que se deben a las posibles variaciones en la técnica de la angioplastia, o al desarrollo farmacológico de nuevos agentes antiplaquetarios o incluso a variaciones seculares de la población. En nuestro estudio no observamos diferencias significativas en las características basales ni del procedimiento entre los grupos, excepto por las características angiográficas y una mayor incidencia de indicaciones off label en la PE, y esta variación estuvo inducida muy posiblemente por la incorporación de los SLD. De este modo interpretamos que este tipo de sesgos atribuibles al uso de control histórico ha sido de poca gravitación en el estudio.

La utilización de la muerte de cualquier causa como punto final, al no discriminar la mortalidad de causa cardíaca podría oscurecer alguna diferencia que pudiera haber entre los grupos. Por otra parte, el tamaño de la muestra podría no tener poder estadístico suficiente para discriminar diferencias en mortalidad e infarto de miocardio, que son puntos finales con presentación menos frecuente que la RLB.

 

Conclusión

 

La estrategia de incorporar los SLD a una población del mundo real en una proporción limitada a los recursos de nuestro medio, para tratar preferencialmente los pacientes con mayores posibilidades de desarrollar eventos por reestenosis, fue efectiva para reducir en forma significativa la RLB, sin encontrar diferencias en infarto y muerte, y con un beneficio muy marcado en los pacientes con indicación off label, lo que sugiere que la utilización individualizada de SLD en este subgrupo de mayor riesgo permitiría obtener un mejor resultado clínico.

  1. Morice MC, Serruys PW, Sousa JE, et al. A randomized comparison of a sirolimus- eluting stent with a standard stent for coronary revascularization. N Engl J Med 2002;346:1773-1780.

  2. Colombo A, Drzewiecki J, Banning A, et al. Randomized study to assess the effectiveness of slow- and moderate-release polymer-based paclitaxel-eluting stents for coronary artery lesions. Circulation 2003;108:788-794.

  3. Grube E, Silber S, Hauptmann KE, et al. TAXUS I: six- and twelve-month results from a randomized, double-blind trial on a slow-release paclitaxel-eluting stent for de novo coronary lesions. Circulation 2003;107:38-42.

  4. Moses JW, Leon MB, Popma JJ, et al. Sirolimus-eluting stents versus standard stents in patients with stenosis in a native coronary artery. N Engl J Med 2003;349: 1315-1323.

  5. Schofer J, Schlüter M, Gershlick AH, et al. Sirolimus-eluting stents for treatment of patients with long atherosclerotic lesions in small coronary arteries: double-blind, randomized controlled trial (E-SIRIUS). Lancet 2003;362:1093-1099.

  6. Schampaert E, Cohen EA, Schlüter M, et al. The Canadian study of the sirolimus- eluting stent in the treatment of patients with long de novo lesions in small native coronary arteries (C-SIRIUS). J Am Coll Cardiol 2004;43:1110-1115.

  7. Stone GW, Ellis SG, Cox DA, et al. A polymer-based, paclitaxel-eluting stent in patients with coronary artery disease. N Engl J Med 2004;350:221-231.

  8. Dawkins KD, Grube E, Guagliumi G, et al. Clinical efficacy of polymer-based paclitaxel-eluting stents in the treatment of complex, long coronary artery lesions from a multicenter, randomized trial: support for the use of drug-eluting stents in contemporary clinical practice. Circulation 2005;112:3306-3313.

  9. Stone GW, Ellis SG, Cannon L, et al. Comparison of a polymer-based paclitaxel-eluting stent with a bare metal stent in patients with complex coronary artery disease: a randomized controlled trial. JAMA 2005;294:1215-1223.

  10. Jeremias A, Kirtane A. Balancing efficacy and safety of drug-eluting stents in patients undergoing percutaneous coronary intervention. Ann Intern Med. 2008;148:234-238.

  11. Win HK, Caldera AE, Maresh K, et al. Clinical outcomes and stent thrombosis following off-label use of drug-eluting stents. JAMA 2007;297:2001-2009.

  12. Weisz G, Leon MB, Holmes DR Jr, Kereiakes DJ, Clark MR, Cohen BM, et al. Two-year outcomes after sirolimus-eluting stent implantation: results from the Sirolimus-Eluting Stent in de Novo Native Coronary Lesions (SIRIUS) trial. J Am Coll Cardiol 2006;47:1350-1355.

  13. Stone GW, Moses JW, Ellis SG, et al. Safety and efficacy of sirolimus- and paclitaxel- eluting coronary stents. N Engl J Med 2007;356:998-1008.

  14. Lagerqvist B, James SK, Stenestrand S, Lindbäck J, Nilsson T, Wallentin L. Long- term outcomes with drug-eluting stents versus bare-metal stents in Sweden. N Engl J Med 2007;356:1009-1019.

  15. Mauri L, Hsieh W, Massaro JM, Ho K, D’Agostino R, Cutlip DE. Stent thrombosis in randomized clinical trials of drugeluting stents. N Engl J Med 2007;356:1020-1029.

  16. Farb A, Boam AB. Stent thrombosis redux - the FDA perspective. N Engl J Med 2007;356:984-987.

  17. Registro de Procedimientos Diagnósticos y Terapéuticos efectuados durante el período 2006-2007, 2008-2009. Colegio Argentino de Cardioangiólogos Intervencionistas (CACI). Disponible en http://www.caci.org.ar/addons/3/158.pdf. Consultado el 01/03/2010 (Página Web).

  18. CYPHER sirolimus-eluting stent: essential prescribing information. Miami: Cordis. (Available at http://www.cordis.com.)

  19. TAXUS Express stent system: directions for use. Natick, MA: Boston Scientific. (Available at http://www.taxus-stent. com.)

  20. Marroquin OC, Selzer F, Mulukutla SR, Williams DO, Vlachos HA, Wilensky RL, Tanguay JF, Holper EM, Abbott JD, Lee JS, Smith C, Anderson WD, Kelsey SF, Kip KE. A comparison of bare-metal and drug-eluting stents for off-label indications. N Engl J Med. 2008;358:342-352.

  21. Win HK, Caldera AE, Maresh K, et al. Clinical outcomes and stent thrombosis following off-label use of drug-eluting stents. JAMA 2007;297:2001-2009.

  22. Kirtane A, Gupta A, Iyengar S, et al. Safety and efficacy of drug-eluting and bare metal stents comprehensive meta-analysis of randomized trials and observational studies. Circulation 2009;119:3198-3206.

Autores

J Wisner
Sección Hemodinamia. CEMIC Hospital Universitario, Sede Saavedra. CABA, Rep. Argentina..
M Voos
Sección Hemodinamia. CEMIC Hospital Universitario, Sede Saavedra. CABA, Rep. Argentina..
A Tettamanzi
Sección Hemodinamia. CEMIC Hospital Universitario, Sede Saavedra. CABA, Rep. Argentina..
M Rivero
Sección Cardiología. CEMIC Hospital Universitario, Sede Saavedra. CABA, Rep. Argentina..
D Arakaki
Sección Cardiología. CEMIC Hospital Universitario, Sede Saavedra. CABA, Rep. Argentina..
J Guetta
Sección Cardiología. CEMIC Hospital Universitario, Sede Saavedra. CABA, Rep. Argentina..
C Boissonet
Sección Cardiología. CEMIC Hospital Universitario, Sede Saavedra. CABA, Rep. Argentina..
J Fuselli
Sección Cardiología. CEMIC Hospital Universitario, Sede Saavedra. CABA, Rep. Argentina..

Autor correspondencia

J Wisner
Sección Hemodinamia. CEMIC Hospital Universitario, Sede Saavedra. CABA, Rep. Argentina..

Correo electrónico: hemodinamia@cemic.edu.ar

Para descargar el PDF del artículo
Impacto de la incorporación de los stents liberadores de droga en los resultados alejados globales de las intervenciones coronarias

Haga click aquí


Para descargar el PDF de la revista completa
Revista Argentina de Cardioangiología intervencionista, Volumen Año 2010 Num 02

Haga click aquí

Titulo
Impacto de la incorporación de los stents liberadores de droga en los resultados alejados globales de las intervenciones coronarias

Autores
J Wisner, M Voos, A Tettamanzi, M Rivero, D Arakaki, J Guetta, C Boissonet, J Fuselli

Publicación
Revista Argentina de Cardioangiología intervencionista

Editor
Colegio Argentino de Cardioangiólogos Intervencionistas

Fecha de publicación
2010-07-01

Registro de propiedad intelectual
© Colegio Argentino de Cardioangiólogos Intervencionistas

Reciba la revista gratis en su correo


Suscribase gratis a nuestra revista y recibala en su correo antes de su publicacion impresa.


Colegio Argentino de Cardioangiólogos Intervencionistas
Viamonte 2146 6° (C1056ABH) Ciudad Autónoma de Buenos Aires | Argentina | tel./fax +54 11 4952-2117 / 4953-7310 |e-mail revista@caci.org.ar | www.caci.org.ar

Colegio Argentino de Cardioangiólogos Intervencionistas | ISSN 2250-7531 | ISSN digital 2313-9307

La plataforma Meducatium es un proyecto editorial de Publicaciones Latinoamericanas S.R.L.
Piedras 1333 2° C (C1240ABC) Ciudad Autónoma de Buenos Aires | Argentina | tel./fax +54 11 5217-0292 | e-mail info@publat.com.ar | www.publat.com.ar

Meducatium versión 2.2.2.4 ST